Bandit9 Nano: pequeño, raro, futurista y retro a la vez

Por extraño que parezca, el Scooter eléctrico Bandit9 Nano es real. Rompe los esquemas del diseño con su aspecto futurista y retro a la vez.

Nano fue fabricado por Daryl Villanueva, de Bandit 9, una empresa vietnamita de motos personalizadas que se destaca por sus impresionantes creaciones de diseño industrial.

Todo el Bandit9 Nano está fabricado en acero Rolex (904L) pulido hasta obtener una acabado plateado. La sección delantera está completamente cubierta por la estructura de la carrocería moldeada en una sola pieza de metal. La posición del motor, en el buje de la rueda trasera y sujeto por el basculante, le dan al Nano un aspecto retro que emana cuando se observa desde atrás.

 

Más detalles

Viene en dos versiones. La primera, denominada simplemente Nano, es capaz de alcanzar una velocidad máxima de 45 km/h. La Nano+ alcanza los 75 km/h.

En ambos modelos la autonomía es la misma, casi 100 kilómetros, ya que comparten la misma batería extraíble y situada bajo el asiento de 4,2 kWh de capacidad. La recarga completa se puede realizar en el mismo scooter o en cualquier enchufe doméstico llevándose la batería (aunque su peso es de 25 kilogramos) y demora aproximadamente cuatro horas.

El motor eléctrico del scooter eléctrico Nano tiene una potencia nominal de 3,5 kW y una potencia máxima de 4 kW. El par motor que alcanza es de 200 Nm. Bandit 9 afirma que el motor eléctrico requiere poco o ningún mantenimiento.

 

| Te puede interesar

 

bandit9

 

Bandit9 Supermarine: la mantarraya del asfalto

 

Créditos | Bandit9 | Híbridos y Eléctricos